By Silvia DeJongh

 

Mi querido hermano, primo, el genio del al famila, buen padre, esposo, hijo, hermano, tio, sobrino, padrino y amigo.  

 

Goloso, corazón de oro, honesto, llorón, ocurrente, decente, chistoso, y malcriado.  

 

Pero una cosa no tuvistes es ritmo para la musica, como bailador fuiste un desastre.  Pero fuiste un tremedo ser humano.  

 

Todos aqui te vamos a extrañar.  Para mi hija Pillita fuiste padre para ella en muchas maneras y para Tim un suegro increíble. 

 

Pero recuerda que a nuestra edad en cualquier momento en un abrir y cerrar de ojos nos volveremos a encontrar otra vez y yo sere la que tien la torerita puesta.  Me imagino el festejon con la familia y amigos que as teniendo, el chismecito y la pachanga y reírte mucho como lo hacías siempre, a la caida de un sombrero.

 

Dios siempre ha estado contigo aquí y ahora en el cielo, te lo a seguro.  Disfruta todo lo que ofreceen ahi, y de paso si tienen clases de baile, metele mano. A lo mejor la maestra es Celia Cruz y en el recreo sirven croquetas y pastelitos de guayaba.  Qué suerte tiene el cubano!

 

Cuando veas a mi Roy, dale un abrazo de mi parte bien grande y dile que lo extraño muchísimo.  Dale a Jova y deJongh abrazos y besos. 

 

Manny, te quiero y me quedo corta, ahora y siempre por los siglos de los siglos.  Amen. 

 

Pilla--